Cuentos viejos: el cartel luminoso

Ocurrió hace la tira que varios de Alas de Dragón fuimos a unas jornadas en Leganés. MvR montó una partida de Comandos de Guerra (dar apoyo al bombardeo de las presas del valle del Ruhr en la operación Chastise) en la que participé. Durante el trayecto desde el punto de lanzamiento a la presa cuya antiaérea debíamos cargarnos, al teniente se le ocurrió buscar una granja donde pasar el día (pese a que el sargento, yo, le aconsejaba buscar refugio en el bosque). En la primera granja abandonada que encontramos había huellas recientes de patrulla alemana. Íbamos camino de una segunda cuando el teniente oyó un “clic”.

—Al suelo —Murmuró el jugador.

Antes de que terminara de decirlo (y, sobre todo, antes de que MvR hubiera reaccionado) salté sobre la mesa, quedándome a poco más de una cuarta de su cara (y eso que las mesas eran anchas de narices).

—¿Qué vas a decir?

El jugador pensó rápido y gritó:

—¡Minas!

¡Ah!, eso ya era otra cosa. Ahora quedaba que un valiente mirase si había sido él el que había pisado la infausta mina. Resultó ser el propio teniente quien había metido la pata, así que cogí cuchillo y, con paciencia, fui abriendo un camino hasta él. Le pedí el libro de claves y saqué del campo minado al operador de radio y al resto del equipo, montando un punto de apoyo tras un seto. Luego ordené al experto en explosivos que intentara sacar de allí al teniente.

Una vez salidos de tal embrollo, el jugador del teniente seguía queriendo llevarnos a una granja, así que se lo dije claramente:

—Mira, el máster ha puesto un cartel luminoso con grandes letras que dice “Id a descansar al bosque”, así que, ¡vamos a descansar al bosque!

Un poco más y nos saca el cartel ese de “Reunión de dragones de muy alto nivel”.

PD: la misión fue un éxito, eliminamos los puestos antiaéreos poco antes del ataque. Sólo sobrevivimos dos, pero sin el teniente (con el libro de claves) y el operador de radio, no pudimos concretar un punto de extracción, así que intentamos llegar a Suiza…

2 comentarios para “Cuentos viejos: el cartel luminoso

  1. Lo dudo mucho. La partida terminó con los dos supervivientes poniendo rumbo a Suiza. Luego, fundido en negro y los créditos finales :DDDD.
    Comandos de Guerra es Comandos de Guerra.

Deja un comentario