Cross game

Cross game es una serie romántica, un poco tontorrona, que cuenta la historia de dos muchachos enamorados que no lo aceptan (digo yo que de aquí al final se darán cuenta), perseguidos por la sombra alargada de quien no está. De trasfondo, el béisbol, ya que tanto él como ella son unos pitchers de primer nivel… de cadetes/juveniles, claro. La serie, de 51 capítulos y aún sin terminar, está basada en el manga del mismo nombre del veterano Mitsuru Adachi (Bateadores, el anime me suena que lo pusieron en alguna cadena años ha).


Aoba

El estilo de dibujo es bastante anticuado, recordando a series de los 80 y 90, pero la animación es más que correcta. Pese a que el béisbol está siempre presente, partidos hay pocos y son cortos. La serie se centra en los entrenamientos y la relación entre los personajes. Quitando los protagonistas, los secundarios están pobremente tratados, saliendo poco y con poco desarrollo. La propia historia principal es tontorrona. Se nota que manga y serie están hechos para un público joven. Sin embargo, tiene giros y momentos interesantes y que enganchan, los personajes son simpáticos y los protagonistas, lo suficientemente ambiguos como para mantenernos enganchados preguntándonos si son tan idiotas o se salen por la tangente de forma plenamente consciente. Y de cuando en cuando, dosis de comedia absurda.


Nakanishi en acción

Los actores de doblaje tienen un buen nivel, repartiéndose los papeles protagonistas Miyu Irino (el soso de Mamoru) como Kou Kitamura; Akemi Kanda (Ryou Fujibayashi, la gemela del pelo corto de Clannad) como Wakaba Tsukishima y Haruka Tomatsu pone la voz de su hermana Aoba. Entre los muchos secundarios podemos citar a Kenji Nomura (el forzudo Kakashi no Keishin) haciendo del brutote Akaishi, Megumi Toyoguchi (Machida, Revy) como Ichiyou, la mayor de las Tsukishima y Takahiro Sakurai (Suzaku) como cara-de-palo Azuma.

Por lo visto hasta el momento, Cross game es lo que muestra en los primeros episodios: una serie que debía ser del montón, pero con algo que engancha y algunos momentos buenos. Para pasar el rato.

Esta entrada ha sido publicada en Anime.

Deja un comentario