Pendragón — 496, llega el rey Cerdic

Al olor de la carroña las hienas empezaron a moverse. No se habían atrevido con Uther en vida, con quien habían firmado pactos y pagado tributo, pero apenas enterrado los emisarios de los reyes sajones de Kent, Essex y Sussex recorrían las cortes de los señores de Logres demandando tributo y alianzas. Era su momento: de los tres grandes duques, sólo Caercolun mantenía su poder; Lindsey y Silchester se lamían las heridas e intentaban recomponer sus ejércitos. De los condados, únicamente Salisbury, Jagent y Dorset habían superado la muerte de sus señores y oficiales en el Banquete Sangriento.

En Salisbury tampoco se estaban quietos. En otoño del año pasado la Hermandad de la Daga de Plata había afianzado su posición y la de la condesa ahogando la rebelión de Wilton y Warminster. Recordemos que sir Aeron se había convertido en el señor de West Lavington de hecho, esperando a su próxima boda con su prima, lady Eleri, para serlo de derecho, que sir Elffin de la Parca Quebrada dominaba el sur del condado como castellano de Vagon y que sir Arcavius del Hacha Coronada protegía celosamente Sarum por el norte y por el sur desde Winterslow y la ciudad de Wilton, respectivamente, y había sido nombrado también marshall del condado. Nuestros tres amigos, con el apoyo leal de sir Jaradan, castellano de Sarum, dominaban, pues, el Consejo de Salisbury.

Y el Consejo aceptó la petición de la condesa de reforzar Sarum con murallas de piedra, una obra colosal y cara que llevaría varios años terminar. También aprobaron cerrar el Avon, entre el Ebble y el Bourne, por una recia cadena, protegida en las orillas por sendas torres de madera. De esta manera esperaban protegerse de incursiones sajonas que remontaran el Avon y vender Wilton como puerto seguro ahora que los sajones de Essex y Kent pedían peaje a los buques que remontaban el Támesis hacia Londres. Por último, decidieron ofrecer la mano de lady Jenna, la hija del difunto conde Roderick, al joven señor de Hampshire para forjar una firme alianza entre ambos condados. En la mente de todos estaba el ver las mesnadas de ambos condados unidas bajo el mando de sir Arcavius del Hacha Coronada, posiblemente el caballero con mayor Gloria de Logres. Pero antes despacharon con ruda negativa la petición de tributo del príncipe sajón Aescwine y se protegieron el flanco izquierdo con una alianza de ayuda mutua con el condado de Jagent.

La alianza con Hampshire no se materializó: llegaron noticias de una nueva invasión sajona en el sur del condado. Sir Arcavius partió rápidamente con sus amigos, sir Lycus y siete caballeros más en auxilio de Hampshire mientras mandaba mensajeros al joven conde para que esperase su llegada. Los de Salisbury esperaban hacerse con la flota de Uther, acantonada en Hantonne, antes que los sajones, pero Hantonne cayó antes y el joven conde no esperó, metiéndose torpemente en una emboscada que acabó con su vida y su ejército.

Desesperados, los caballeros de Salisbury veían como Hampshire yacía indefensa al invasor, como la nobleza urbana de Venta Belgarum cerraba puertas y ojos a lo que sucedía y, lo que era peor, como su propio condado quedaba ahora expuesto a este nuevo enemigo. De un prisionero hecho en una escaramuza supieron que el caudillo del nuevo contingente sajón decía ser britano, así que decidieron acudir a él con bandera de tregua.

Y así conocieron al rey Cerdic, hijo de Vortigern el Tirano y nieto de Hengest el Asesino, y a su hijo Cynric, joven y soltero. Y vieron en el hijo de Vortigern un candidato fuerte y decidido a Alto Rey de Britania y alguien que podía tender puentes entre sajones y britanos y acabar con la interminable guerra que los enfrentaba y tanteáronle con la alianza matrimonial que llevaran para Hampshire. Y lo encontraron receptivo, así que a la vuelta a Sarum convencieron en secreto a la condesa de lo ventajoso de tal unión.

El año de 497 prometía ser tan interesante como éste.

Un comentario para “Pendragón — 496, llega el rey Cerdic

  1. A sir Aeron cuando le hablaron de los daneses y de que eran los que estaban haciendo que los sajones invadieran Britania, la idea de una alianza le ha parecido lo mejor…

Deja un comentario