El desafío de los 30 días — Mi derrota

Bueno, ya acabó el Desafío de los 30 días de este año. Mi enhorabuena a los participantes. Aún no he podido leerme todas las entradas, pero hay material muy interesante. No, a mí no me miren: me retiré en la 5ª pregunta. Probé a tomarme un par de días (tenía que preparar partida) y ver cómo evolucionaban las preguntas, pero, luego, viendo el camino que seguían, decidí dejárselo a quienes tienen talento para estas cosas.

Verán, mi capacidad creativa es escasa, soy más de coger algo y modificarlo y adaptarlo que de crear de la nada. Vale, podemos pensar que en fantasía medieval, tema del desafío, está todo más o menos dicho (como en el western) y que no se trata tanto de contar algo original como de contarlo bien. Además, yo soy de desarrollar ambientaciones más o menos trabajadas para mis campañas. Puede pensarse que, por esto, el desafío me favorecía, pero su planteamiento me resultó demasiado abstracto. Y, conforme avanzaba, se convertía en algo inverso a como yo desarrollo mis ambientaciones. Digamos que de empezar el desafío en la pregunta 28, me habría sido más fácil. O si hubieran estado más escalonadas las preguntas, porque las últimas de tomar material de los otros participantes tenían muy buena pinta, habría podido intentar algo (menos con las tablas de rumores, eso sí que es superior a mis fuerzas).

Pero me faltaba el porqué: ¿por qué la ciudad?, ¿por qué el dungeon?, ¿por qué las leyendas?, y yo, sin el porqué, no consigo nada. No puedo hacer un dungeon y luego pensar en ideas de aventuras para jugar en él: yo hago primero la aventura (la trama, más bien) y luego hago el dungeon o busco uno que se adapte a lo que necesito.

Para entendernos, mi desarrollo de Highdell y alrededores habría sido algo de este estilo: los pjs necesitan la Flauta de los Siete Ejércitos para tener una mínima esperanza de derrotar al rey del Norte y recuperar sus tierras/vengar o rescatar a sus familias o lo que se tercie. Las pistas (¿dónde las obtienen?) conducen al Bosque de los Nogales Dorados y a su espíritu guardián. Él y su corte están dispuestos a darles la Flauta a cambio del Cascanueces de O’sky, perdido largo tiempo atrás. Necesito un dungeon para el cascanueces, o bien para una pista u objeto que lleve a su verdadera ubicación.

Podemos meter un culto o sociedad secreta que vigile el dungeon (aparte de sus propios peligros, fauna y flora). Los jugadores tendrán que enfrentarse a ellos ganándose la confianza de algún lugareño. ¿Dónde viven? Digamos que en un pueblo grande, así podemos tener facciones rivales y alguna trama secundaria. Si es zona de paso, podemos tener pnjs extranjeros recurrentes, “suministro” de futuros pjs para cubrir bajas y los jugadores no estarán tan paranoicos con los lugareños y sus costumbres.

Estaría bien preparar un acertijo como última prueba para obtener la Flauta. Si los jugadores no lo reconocen como acertijo será divertido ver sus caras, pero hay que hacer que le presten atención. Pongamos que es una canción que canta siempre el bardo a la misma hora. Si convierto la posada en su base de operaciones, la oirán una y otra vez. Pero tampoco debe parecer tan importante, así que la posada debe ser algo estrambótica. Digamos que como una estación de servicio y…

Algo así. Al revés, me van a disculpar, no he sido capaz.

2 comentarios para “El desafío de los 30 días — Mi derrota

  1. Hola, siento que se te haya hecho tan duro. Entiendo perfectamente que tengas tu modo de trabajar, uno que le de coherencia y un proceso a lo que haces. Pero en este caso yo lo veo como un desafío creativo. Aunque la estructura no sea la que te gusta, hacerlo de este modo te ayuda a ir creando elementos para más adelante forzarte a buscar un nexo de unión entre todos. Los ejercicios muchas veces no sacan de nuestra zona de confort, pero es que precisamente hacerlo nos ayuda mucho a ser más flexibles. No importa la calidad del resultado tanto como el que le dediques un pequeño esfuerzo.

    Por otra parte, nuestra mente es elástica. Aunque tú pienses que no eres creativo te sorprendería a lo que se llega con ejercicio y paciencia. Ejercicio mental. Lo que muy poca gente conoce es que la creatividad se puede trabajar y desarrollar más y más. Tú ya lo eres por la sencilla razón de que te gusta una actividad que es creatividad de por sí, sólo que te falta confianza en mi opinión. Créeme, no son opiniones mías solamente. La creatividad se trabaja y enseña en asignaturas como Creatividad Publicitaria y Gestión de Crisis de comunicación.

    Te comento esto por si te sirve de algo, para que no te desanimes y para que espero descubras que seguro puedes más de lo que crees, aunque no sea por el camino más cómodo. 🙂

    Un saludo

  2. Gracias por comentar, Edanna. No me desanimo. conozco mis limitaciones y mis puntos fuertes y los aprovecho lo mejor que puedo :D.

    El desafío me hubiera gustado hacerlo y me deja mal sabor de boca no haberlo conseguido. El año que viene volveré a intentarlo. Por lo pronto, para mis objetivos roleros para 2016 está el preparar una campaña en Highdell.

Deja un comentario